Archivo de la categoría: caídas por caso fortuito

Caso fortuito y fuerza mayor en las caídas en la vía pública

 

Declaración de la Renta (1)

 

 

 

Los danos en las aceras y las caidas en las vias publicasLa prevalencia del principio de oralidad en la práctica de la prueba de interrogatorio constituye, por otra parte, una exigencia implícita en las reglas atinentes a su apreciación. Sentado lo anterior, deviene poco relevante lo que, de ordinario, sí presenta suma importancia, a saber, la prueba, por la Administración, de la existencia de un plan de limpieza y cuidado de la vía y de la ejecución completa de tal plan…». pues reclamó una indemnización como consecuencia de los daños causados por la caída de su hijo en la calle “como consecuencia del estado de la calle”. Hechos que son de tal envergadura que rompen cualquier tipo de relación patrimonial que pudiera existir entre la reclamante y esta Administración” se dictaminó lo siguiente: «Esta afirmación, que, de ser fundada, eliminaría en todo caso la responsabilidad municipal en el caso que nos ocupa, no puede ser compartida por este despacho de abogados Consultivo. Privadamente forma parte de los cuadros médicos de las principales mútuas asistenciales.

Planteada en estos términos la litis, se impone el examen prioritario del agravio de la recurrente que, sin desconocer la existencia del hecho dañoso, pretende modificar la responsabilidad civil que se le imputa, el que anticipamos no tendrá favorable andamiento. Para ello, es muy importante avisar a las autoridades y que en el Atestado se recoja un reportaje fotográfico del elemento en cuestión que ha causado la caída, ya sea una acera en mal estado, un socavón, etc. así como la pavimentación de las vías públicas urbanas y la seguridad en lugares públicos Es decir, que la anomalía o deficiencia apreciada no reviste peligrosidad alguna”. Caídas en la vía pública constitutivo de fuerza mayor. En el presente caso, no cabe desconocer que pesa sobre la Administración un deber de vigilancia y de mantenimiento de las vías públicas.

El técnico que suscribe a la vista del contenido de este expediente, no puede precisar la posibilidad de que se produjera el accidente”. Doy fe. Como este tipo de reclamaciones presentan una cierta complejidad es necesario contar desde el primer momento con el adecuado asesoramiento jurídico mediante un equipo de abogados especializados en este tipo de reclamaciones que le guiará tanto en el tramite judicial o administrativo como en la preparación de las pruebas más adecuadas y efectivas como en el seguimiento médico de recuperación del lesionado y posterior valoración del daño corporal mediante un informe pericial donde se determinará el montante indemnizatorio a reclamar.

La creación de un riesgo específico por la Administración cuya materialización produce un daño justifica el surgimiento de la obligación resarcitoria, de la cual, en efecto, no puede exonerarse acreditando la simple concurrencia de un caso fortuito sino que es preciso que pruebe la intervención de una fuerza mayor extraña al servicio. Así, de las que se presentaron el año pasado, no siguieron tramitándose.

En el área penal nuestros clientes principalmente solicitan del abogado un seguimiento exhaustivo del procedimiento en casos de estafa, apropiación indebida, delitos societarios, contra la seguridad del tráfico, alcoholemia, conducir sin carnet o sin puntos, conducción temeraria, tráfico de drogas, hachís, cocaína. Buscar testigos que consten en el atestado, presten declaración ante la patrulla que se persone y firmen la misma, ya que su declaración será fundamental en un ulterior juicio. En múltiples dictámenes se ha recordado que “la Ley de Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial aprobada por el Real Decreto Legislativo 339/1990, de 2 de marzo, establece un catálogo de normas de conducta y de deberes exigibles a los conductores, dirigidas a procurar una mayor seguridad los usuarios de las vías públicas. de la Ley 20/1998, de 13 de julio, reguladora de la Jurisdicción Contencioso- Administrativa, por las personas y entidades a que se refiere dicho precepto, dentro del plazo de tres meses siguientes a su notificación.

Además de los temas legales complejos que se deben sortear, los casos de resbalones y caídas implican lesiones que parecen “menores” al principio, pero que pueden, de hecho, afligir a una persona por toda la vida. Para valorar las secuelas se acude normalmente a un informe médico pericial que determine la valoración de las secuelas. Sabido es que la culpa de la propia víctima como elemento que exonera de responsabilidad a la Administración ha sido admitida por la jurisprudencia del Tribunal Supremo, así la Sentencia de 13 de julio de 2000 (recurso de casación para unificación de doctrina nº 1050/1997) señala en su fundamento de derecho cuarto que: “la consideración de hechos que puedan determinar la ruptura del nexo de causalidad, a su vez, debe reservarse para aquellos que comportan fuerza mayor -única circunstancia admitida por la ley con efecto excluyente-, a los cuales importa añadir la intencionalidad de la víctima en la producción o el padecimiento del daño, o la gravísima negligencia de esta, siempre que estas circunstancias hayan sido determinantes de la existencia de la lesión y de la consiguiente obligación de soportarla”.

¿Qué hacer en caso de accidente? accidente Cuando una persona sufre un accidente en la vía pública por un obstáculo o falta de señalización del mismo, se pueden reclamar daños a la Administración. Caídas en la vía pública imprudencia determinante en la producción del accidente. Dentro de esta área se engloban los procedimientos judiciales ante Juzgados, presentándose demandas contestación a la demanda, o recursos de apelación ante la audiencia provincial. En el mismo sentido, señalamos que al relato de los hechos contendidos en las manifestaciones escritas de los testigos le restaba “credibilidad la circunstancia de estar redactados de forma muy similar; de hecho algunas frases son exactamente iguales, y refieren los mismos datos y en el mismo orden, lo que permite afirmar, de forma indiciaria al menos, que han sido redactados por la misma persona”. Málaga El despacho de abogados Consultivo de Andalucía estimó también ajustado a derecho el pago por parte del Ayuntamiento de Málaga de una indemnización -sin cuantificar- a la señora por los daños y secuelas sufridos (perjuicios estéticos) al caer en la calle.